Lo último

¿Se viene el ajuste o el ajuste empezó hace rato?

El gran desempeño de Mauricio Macri y su plataforma política Cambiemos abrió el interrogante en la sociedad argentina acerca de si el candidato aparentemente ligado a la derecha neoliberal efectuará una política de ajuste macroeconómico -de llegar a la presidencia- teniendo en cuenta los déficits abultados que reflejan las actuales arcas del Estado.

 

Lo curioso es que aquellos futurólogos que avizoran (no sin razones) una política de ajuste venidera en nuestra país, pareciesen no conocer los ajustes sistemáticos y sostenidos que el actual gobierno viene aplicando desde que el país dejó de crecer cuatro años atrás. De hecho, este estancamiento económico devino en una nula creación de empleo, motivo por el cual el índice de desempleo comenzó a subir muy lentamente.
Desde una perspectiva tan positiva como optimista, es válido afirmar que técnica (y sólo técnicamente), Argentina cuenta con un índice de desempleo cercano a lo que los especialistas llaman “de pleno empleo”, pues gran parte de la masa trabajadora activa se encuentra “trabajando”. Desde una perspectiva un poco más realista, es bastante clara la diferencia entre “alguien que no está buscando trabajo”, lo que se contabiliza como “empleado”, y una persona que goza de transferencias directas por parte del Estado siendo parte de un plan de asistencia social. La diferencia no estriba ni en la dignidad ni en el valor del trabajo sino en la sustentabilidad intertemporal del mismo. En pocas palabras, aquél “empleado” por un plan social, lo será hasta que el déficit fiscal no sea tan abultado que haga al ajuste una realidad insoslayable. Y lo mismo es aplicacable a la gran cantidad de empleo público (otro de los motores principales de la creación de empleo), pues cuando las arcas del Estado se vacíen, no habrá dinero con el cual pagar los salarios del sector público.
En rigor de verdad, la creación de empleo se ha estancado porque el sector privado no encuentra incentivos macroecnómicos para crear más empleo, algo bastante lógico al encontrarse con una economía nacional donde proyectar inversiones es muy difícil teniendo en cuenta contextos inflacionarios de dos decenas, restricciones de divisas y un comercio exterior intervenido sin fundamentos reales. De esta forma, la pérdida de los altos indicadores que el país había conseguiido en la primera presidencia de Néstor Kirchner (tibiamente sostenidos en la primera presidencia de Cristina Fernández) y el ocultamiento de los nuevos ínidices reales, se encargaron de sembrar de desconfianza la economía nacional que pasó del crecimiento a tasas chinas a la estanflación.
Para resumir el porqué el gobierno argentino viene implementando un ajuste hace ya cuatro años atrás, basta con observar los ajustes que se realizaron paulatinamente vía IVA inflacionario (recuerde que el IVA es un porcentaje y el aumento de precios por inflación aumenta también el monto recaudatorio final del Estado), aumento del combustible (recuerde que aún con YPF en manos del Estado el precio del combustible siguió en alza), aumento del transporte (recuerde que aún con un transporte subsidiado en gran parte por el Estado, éste subió su precio -colectivo, subte, tren, peajes-), aumento de patentes (en algunos casos, para el año 2015, se estiman aumento en las patentes de automotores del 100%), etc.
Como conclusión, es más sincero pensar que, un gobierno que gire hacia la derecha “acentuará el ajuste” y no que “impondrá un ajuste”, puesto que si de ajustar hablamos, el gobierno actual ya se ha encargado de poner la piedra fundamental.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: